Now Reading
Nigeria descubre y pretende destruir decenas de refinerías de petróleo ilegales que roban beneficios al Estado

Nigeria descubre y pretende destruir decenas de refinerías de petróleo ilegales que roban beneficios al Estado

Nigeria descubre y pretende destruir decenas de refinerías de petróleo ilegales que roban beneficios al Estado

El ejército nigeriano anunció el jueves que su operación contra la piratería destruyó 39 refinerías ilegales de petróleo en las últimas dos semanas, recuperando grandes cantidades de petróleo robado junto con vehículos y armas utilizados por los ladrones.

El robo de petróleo es un problema masivo en Nigeria, cuyos oleoductos atraviesan grandes extensiones de terreno remoto donde los bandidos pueden trabajar sin ser molestados.

En octubre, la petrolera estatal nigeriana NNPC descubrió un sofisticado oleoducto pirata de más de tres kilómetros de longitud, conectado parasitariamente a una terminal de exportación submarina.

La NNPC declaró que otro de sus oleoductos tenía 295 grifos ilegales que succionaban la mayor parte de su petróleo.

Según la NNPC, el año pasado se robó alrededor de un tercio del petróleo de Nigeria, lo que costó al gobierno 10.000 millones de dólares y le dejó sin ingresos suficientes para pagar su deuda.

El diario nigeriano Premium Times informó el jueves de una rueda de prensa del director de operaciones de medios militares, Musa Danmadami, sobre la última ofensiva contra los ladrones de petróleo:

Danmadami, general de división, declaró que las tropas, en el marco de la operación «Octopus Grip» y otras operaciones, destruyeron 48 hornos de cocina, 103 tanques de almacenamiento, 27 pozos excavados y 33 embarcaciones de madera.

Dijo que las tropas también recuperaron un remolcador, una barcaza, tres máquinas de bombeo, botes de tres velocidades y 13 vehículos.

Según él, las tropas recuperaron 274.000 litros de petróleo crudo, 71.000 litros de gasóleo de automoción y 15 fusiles Ak47, mientras que se detuvo a 40 presuntos saboteadores económicos.

Danmadami dijo que los equipos aéreos estaban rastreando la zona alrededor de los oleoductos en busca de «tiendas improvisadas» empleadas por los ladrones para cubrir sus grifos y refinerías, y luego llamaban a las fuerzas terrestres para efectuar las detenciones.

En uno de los incidentes, dijo que los militares abrieron fuego contra una tripulación pirata, «y se observó que los emplazamientos habían estallado en un infierno» al destruir equipos de refinado y municiones ilegales.

ARCHIVO- En esta foto de archivo del martes 26 de mayo de 2015 26, 2015 foto de archivo, un hombre llena contenedores con diesel en la Corporación Nacional de Petróleo de Nigeria, gasolinera en Abuja, Nigeria. La Corporación Nacional de Petróleo de Nigeria dice que perdió 267.000 millones de nairas (1.300 millones de dólares) en 2015, a pesar de que trató de bombear más petróleo para contrarrestar la caída de los precios mundiales. El informe mensual de la corporación publicado en su sitio web el jueves , 4 de febrero de 2016 muestra las mayores pérdidas registradas en su sede, por tres refinerías y una filial que abastece y distribuye productos refinados. (Archivo AP Photo/Sunday Alamba)

La ofensiva del Gobierno contra el robo de petróleo comenzó en serio en octubre, con un alentador aluvión inicial de detenciones y cierre de grifos ilegales.

See Also
La OPEP pronostica un incremento del 23% en la demanda mundial de energía hacia el año 2045.

El ejército nigeriano contrató polémicamente a un ex ladrón de petróleo llamado Government Ekpemupolo para dirigir sus operaciones

El ejército nigeriano contrató polémicamente a un ex ladrón de petróleo llamado Government Ekpemupolo para dirigir sus operaciones, confiando en que su conocimiento de las bandas de piratas y sus métodos les ayudaría a atacar a sus antiguos camaradas.

Ekpemupolo, que utiliza el apodo de «Tompolo«, afirmó que el mayor obstáculo era que las compañías petroleras y los militares corruptos estaban en connivencia con los ladrones para robar petróleo y protegerlos de la acción de la justicia.

Algunos de los ladrones de petróleo son bandas de especuladores, otros son militantes revolucionarios enemistados y otros son residentes locales empobrecidos que sienten que nunca se les ha compensado adecuadamente por el crudo extraído de sus tierras ancestrales. Los ladrones ciudadanos prefieren términos como «bunkering artesanal» para referirse a sus actividades.

Sus pequeñas explotaciones suelen ser las más descuidadas, peligrosas y perjudiciales para el medio ambiente. Las consecuencias medioambientales del robo de petróleo se ven agravadas por el mal estado de los oleoductos oficiales de Nigeria, mal diseñados y con un mantenimiento indiferente.

What's Your Reaction?
Me gustó esta nota
1
No me gustó esta nota
0
View Comments (0)

Leave a Reply

Your email address will not be published.

13 − ocho =